Por: Licda.María José Martínez.

Psicóloga, terapeuta y consultora especialista en derechos humanos de las mujeres y
violencia de género.

Por todas las que ya no están “NI UNA MENOS.”

Iniciaré este artículo, contando que el tema del cual iba a escribir esta ocasión para Mpoderate era completamente otro. Pero cuando estaba a punto de terminarlo el día miércoles me despierto con mis redes sociales contándome un hecho abominable más;
quisiera decir “un hecho abominable”, pero no es uno este es uno de tantos más que día a día están llevándose a una más y nos van dejando con una menos.
Mi día miércoles inició, como un día normal me levanté a correr, regresé, me puse a hacer mi desayuno y me senté frente a mi computadora; el primer post que vi fue el de una amiga haciendo una reflexión sobre la violencia por razones de ser mujer y una despedida a una amiga. El texto y la imagen me movieron y le di “me entristece”, pues no sabía quién era la mujer, la compañera, la amiga de la cual ella se despedía pero como especialista en el tema toda muerte de mujer a manos de la violencia feminicida me duele.
Luego seguí revisando mi red social y allí el estómago se me revolvió al leer el titular “DRA. DEL ISSS MUERE PRODUCTO DE GOLPIZA DE SU COMPAÑERO DE VIDA”, al leer el caso y ver el dolo con el cual el “presunto feminicida” actuó, el estómago se me revolvió, más aun leyendo como quiso engañar al sistema de salud aduciendo una caída cuando es evidente que las lesiones no pudieron ser provocadas por una caída, sigo leyendo la nota y cerraba diciendo que el tipo esta siendo procesado por alterar la escena de un crimen mientras se “deduce” si participó o no en la muerte de su esposa. Ese cierre de la nota del actuar de la fiscalía me hizo pasar del dolor a la rabia, es decir que no fue detenido como “presunto feminicida” sino por alterar la escena, usemos la lógica que razón tendría que altere la escena si él no tiene ningún temor ni culpa; ¡por favor! no se quien se equivocó si la FGR en sus declaraciones o los medios en su redacción del motivo de arresto, pero es un absurdo.
Pero, ¿Por qué esta nota si es un feminicidio más? Pues el motivo es ese precisamente es un FEMINICIDIO MÁS EN EL PAIS DONDE A DIARIO NOS MATA LA VIOLENCIA DE DIFERENTES FORMAS.
La Dra. Bonilla es desde ya sin duda un caso emblemático en “las estadísticas de victimas de feminicidio” y ¿por qué razón uso comillas? Pues lo hago por el término estadísticas pues si no se hace presión social todos estos casos con los que nos indignamos,
compartimos, comentamos, etc en redes sociales, pasan a ser eso una estadística y que la “resuelven” con meter preso (si bien nos va) al o los culpables y así vuelve a pasar un tiempo hasta que otro caso nos revuelve las “tripas”. Estoy realmente cansada de cómo la indiferencia ante la violencia y, la naturalización de la misma, nos está arrebatando día tras día a una más sin importar su edad lo único que importa es su sexo : femenino. Sí, eso es lo único que le importa a la maldita violencia y es que seamos mujeres para poder tocarnos, acosarnos, violarnos y matarnos, eso es todo. Y me pregunto yo ¿Qué estamos haciendo por cambiar esto? Lea bien mi pregunta digo estamos, no digo el gobierno; pues el frenar la violencia por razones de ser mujer, no sólo es responsabilidad del gobierno es tarea de todos y todas.
No sigamos sólo indignándonos cuando un caso como este sucede, la violencia nos está matando de a poco día tras día, no sigamos reproduciendo discursos “sensibles”,solo ante casos emblemáticos. No dejemos que nuestra memoria siga siendo tan corta que
hablemos de un caso un par de días y nos revuelva la tripa solo esos días. Pero los siguientes vemos en la calle a una mujer siendo violentada y, pasamos de largo “pues no hay que meterse”,con esto no les digo vayan e intervengan pero, ¿Qué puedo hacer pues?,
¿Por qué no ir y buscar un policía? Con eso harías mucho. A los caballeros, no sean sensibles solo cuando estos casos suceden, sean sensibles y agentes de cambio siempre,

recuerden que la violencia no es solo esa la que mata un cuerpo físico, es también la que se ejerce cuando se acosa a una mujer o niña en la calle, es la que mata la moral de una mujer cuando justifico como hombre el que ella “se merecía ser violentada”, es la que comercializa el cuerpo de las niñas adolescentes y jóvenes como carne de disfrute sexual, la violencia son muchas cosas más no sólo un feminicidio. Ser agresor se puede ejercer de muchas formas más no solo siendo un asesino de mujeres, siéntanse parte de la solución que eso es una decisión diaria.

A nosotras que nos toca, apoyarnos, deconstruirnos, comprender que la violencia no es natural y que no tiene que ver nada con el amor, estar pendiente de las mujeres que nos rodean empezando por mí misma, si duele, si hace sufrir, si no me llena eso es cualquier cosa menos amor y valemos mucho como para no salir de allí, si ya estás en una relación de violencia y no sabes que hacer te doy una clave: TENGAS EL TIEMPO QUE TENGAS EN ESA RELACIÓN, HAYAS PASADO LO QUE HAYAS PASADO, TÚ NO ERES LA CULPABLE Y NO TE MERECES QUE TU PAREJA TE TRATE ASÍ.
Rosa María, esta noche es UNA MENOS, no permitamos que UNA MÁS nos falte mañana, no seamos UNA MENOS mañana y caballeros no sean UN AGRESOR MÁS, parar la violencia hacia las niñas, adolescentes y jóvenes es responsabilidad de todos y todas.
Lo que me deja el caso de ella en el alma y de las tantas más asesinadas, me repito, y renuevo mi compromiso de seguir trabajando sin miedo en contra de la violencia, pues me resisto por mí y por todas las mujeres de mi entorno a SER UNA MENOS…¡YA NO, YA BASTA!

https://www.facebook.com/majoterapeutaconsultora/?ref=bookmarks

About Author

REDACCIÓN MPODERATE

You Might Also Like